martes, marzo 29, 2005

Dos ranas en el hoyo...

Un grupo de ranas viajaba por el bosque y de repente, dos de ellas cayeron en un hoyo profundo. Todas las demás ranas se reunieron alrededor del hoyo. Cuando vieron cuán hondo era el hoyo, le dijeron a las dos ranas que, para efectos prácticos, se debían dar por muertas. Las dos ranas no hicieron caso a los comentarios de sus amigas y siguieron tratando desaltar fuera del hoyo con todas sus fuerzas. Las otras ranas seguían insistiendo en que sus esfuerzos serían inútiles. Finalmente, una de las ranas puso atención a lo que las demás decían y se rindió. Ella se desplomó y murió. La otra rana continuó saltando tan fuerte como le era posible. Una vez más, la multitud de ranas le gritaba que dejara de sufrir y simplemente se dispusiera a morir. Pero la rana saltó cada vez con más fuerza hasta que finalmente salió del hoyo. Cuando salió, las otras ranas le preguntaron: ¿No escuchaste lo que te decíamos? La rana les explicó que ella era sorda, y pensó que las demás la estaban animando a esforzarse más y salir del hoyo.
Ésta historia contiene dos lecciones:
1. La lengua tiene poder de vida y muerte. Una palabra de aliento compartida a alguien que se siente desanimado puede ayudar a levantarle y finalizar el día.
2. Una palabra destructiva a alguien que se encuentre desanimado puede ser lo que acabe por destruirlos.Tengamos cuidado con lo que decimos.
Hablemos de vida a aquellos que se cruzan en nuestro camino. El poder de laspalabras es tanto, que a veces es difícil de comprender que una palabra de ánimo pueda hacer tanto bien. Cualquiera puede hablar palabras que roben a los demás el espíritu que les lleva a seguir en la lucha en medio de tiempos difíciles, en especial, es el individuo que se da tiempo para animar a otros.

domingo, marzo 27, 2005

NUNCA SUBESTIMES TUS ACCIONES...

Un día, cuando era estudiante de secundaria, vi a un compañero de mí clase caminando de regreso a su casa. Se llamaba Kyle. Iba cargando todos sus libros y pensé: "¿Por que se estará llevando a su casa todos los libros el viernes? ¡Debe ser un "nerd! ". Yo ya tenia planes para todo el fin de semana: fiestas y un partido de fútbol con mis amigos el sábado por la tarde, así que me encogí de hombros y seguí mi camino.
Mientras caminaba, vi a un montón de chicos corriendo hacia él, cuando lo alcanzaron, le tiraron todos sus libros y le hicieron una zancadilla que lo tiró al suelo. Ví que sus anteojos volaron y cayeron en el pasto como a tres metros de él. Miró hacia arriba y pude ver una tremenda tristeza en sus ojos. Mi corazón se estremeció, así que corrí hacia él mientras gateaba buscando sus anteojos. Ví lágrimas en sus ojos. Le acerque a sus manos sus anteojos y le dije, "¡esos chicos son unos tarados, no deberían hacer esto!". Me miró y me dijo: "¡Hola, gracias!" Había una gran sonrisa en su cara; una de esas sonrisas que mostraban verdadera gratitud. Lo ayudé con sus libros. Vivía cerca de mi casa. Le pregunté por que no lo había visto antes y me contó que se acababa de cambiar de una escuela privada. Yo nunca había conocido a alguien que fuera a una escuela privada. Caminamos hasta casa. Lo ayudé con sus libros; parecía un buen chico.
Le pregunté si quería jugar al fútbol el sábado, conmigo y mis amigos, y acepto. Estuvimos juntos todo el fin de semana. Mientras más conocía a Kyle, mejor nos caía, tanto a mí como a mis amigos. Llegó el lunes por la mañana y ahí estaba Kyle con aquella enorme pila de libros de nuevo. Me pare y le dije: "Hola, vas a sacar buenos músculos si cargas todos esos libros todos los días". Se rió y me dio la mitad para que le ayudara.
Durante los siguientes cuatro años, Kyle y yo nos convertimos en los mejores amigos. Cuando ya estábamos por terminar la secundaria, Kyle decidió ir a la Universidad de Georgetown y yo iría a la de Duke. Sabía que siempre seríamos amigos, que la distancia no sería un problema. Él estudiaría medicina y yo administración, con una beca de fútbol. Kyle fue el orador de nuestra generación. Yo lo cargaba todo el tiempo diciendo que era un "nerd". Llegó el gran día de la Graduación. Él preparó el discurso. Yo estaba feliz de no ser el que tenía que hablar. Kyle se veía realmente bien. Era uno de esas personas que realmente se había encontrado a sí mismo durante la secundaria, había mejorado en todos los aspectos y se veía bien con sus anteojos. ¡Tenia mas citas con chicas que yo y todas lo adoraban! ¡Caramba! Algunas veces hasta me sentía celoso... Hoy era uno de esos días. Pude ver que él estaba nervioso por el discurso, así que, le di una palmadita en la espalda y le dije: "Vas a ver que estarás genial, amigo". Me miró con una de esas miradas (realmente de agradecimiento) y me sonrió. "Gracias" me dijo. Limpió su garganta y comenzó su discurso:
"La Graduación es un buen momento para dar gracias a todos aquellos que nos han ayudado a través de estos años difíciles: tus padres, tus maestros, tus hermanos, quizá algún entrenador... pero principalmente a tus amigos. Yo estoy aquí para decirles a ustedes, que ser amigo de alguien es el mejor regalo que podemos dar y recibir, y a propósito, les voy a contar una historia. Yo miraba a mi amigo incrédulo, cuando comenzó a contar la historia del primer día que nos conocimos. Aquel fin de semana él tenía planeado suicidarse. Habló de como limpió su armario y por que llevaba todos sus libros con él, para que su mamá no tuviera que ir después a recogerlos a la escuela. Me miraba fijamente y me sonreía. "Afortunadamente fui salvado. Mi amigo me salvó de hacer algo irremediable". Yo escuchaba con asombro como este apuesto y popular chico contaba a todos ese momento de debilidad. Sus padres también me miraban y me sonreían con esa misma sonrisa de gratitud. Recién en ese momento me di cuenta de lo profundo de sus palabras:
"Nunca subestimes el poder de tus acciones: con un pequeño gesto, puedes cambiar la vida de otra persona, para bien o para mal. Dios nos pone a cada uno frente a la vida de otros, para impactarlos de alguna manera. "Mira a Dios en los demás".

jueves, marzo 24, 2005

El día de hoy...

Esta mañana desperté emocionado con todas las cosas que tengo que hacer antes de que el reloj marque la medianoche. Tengo responsabilidades que cumplir hoy. Soy importante. Mi trabajo es escoger qué clase de día voy a tener. Hoy puedo quejarme porque el día esta lluvioso o puedo dar gracias a Dios porque las plantas están siendo regadas gratis. Hoy me puedo sentir triste porque no tengo mas dinero o puedo estar contento de que mis finanzas me empujan a planear mis compras con inteligencia. Hoy puedo quejarme de mi salud o puedo regocijarme de que estoy vivo. Hoy puedo lamentarme de todo lo que mis padres no me dieron mientras estaba creciendo o puedo sentirme agradecido de que me permitieran haber nacido. Hoy puedo llorar porque las rosas tienen espinas o puedo celebrar que las espinas tienen rosas. Hoy puedo auto-compadecerme por no tener muchos amigos o puedo emocionarme y embarcarme en la aventura de descubrir nuevas relaciones. Hoy puedo quejarme porque tengo que ir a trabajar o puedo gritar de alegría porque tengo un trabajo. Hoy puedo quejarme porque tengo que ir a la escuela o puedo abrir mi mente enérgicamente y llenarla con nuevos y ricos conocimientos. Hoy puedo murmurar amargamente porque tengo que hacer las labores del hogar o puedo sentirme honrado porque tengo un techo para mi mente, cuerpo y alma. Hoy el día se presenta ante mi esperando a que yo le de forma, y aquí estoy, el escultor que tiene que darle forma. Lo que suceda hoy depende de mi, yo debo escoger qué tipo de día voy a tener.

miércoles, marzo 23, 2005

Algo para pensar...

Les voy a contar de lo que me paso en un día de mi vida. Tenia yo de costumbre el levantarme cada mañana y darle gracias a Dios por todo lo que tenia y porque me regalaba un día mas de vida. No obstante, partía yo luego a dar un paseo por las calles de Illinois donde yo vivía. Cada mañana iba durante mi caminata al puesto de flores de una joven que vendía las mismas para poder comprar medicinas para su madre. Le compraba yo unas 99 rosas amarillas y una rosa blanca que le daba a una ancianita que no tenia familia y que me encontraba cada día frente al puesto de revistas de la plaza pública. En uno de esos en los que repartía yo mis flores simplemente para arrancarle una sonrisa a alguien me encuentro que cerca de mi casa había una niña que lloraba desconsoladamente. No le dirigí la palabra en el momento, pero cuando regrese de repartir las 99 rosas amarillas, todavía ella estaba allí, y opte por darle a ella la rosa blanca. La niña se me queda mirando a los ojos y me dice:
- Señor, ¿Por qué me regala usted una flor?
- Yo le dije que era una muestra de que había alguien que pensaba en ella y se preocupaba por ella.
- Ella me respondió simplemente con unas gracias.
- Le pregunte que Cual era su nombre.
- Ella no me respondió.

A la mañana siguiente fui como de costumbre a comprar mis flores, pero notaba yo algo raro en el ambiente. No era el mismo día cálido al que estaba acostumbrado en cada mañana. Repartí mis flores, pero en ese día no compre 100 rosas, sino que compre 101, porque tenia la esperanza de encontrarme a aquella niña otra vez, pero esa niña nunca la volví a ver. Así fueron pasando los días hasta que llega un 29 de noviembre. Era el año 1994, y aquella niña ya no era una niña, que ¿cómo lo supe? Porque ella se me acerca y me dice:
- Señor, ¿se acuerda usted de mi?
- Perdona pero no creo haberte visto nunca.
- ¿Se acuerda de aquella niña a la que una mañana, usted regaló una rosa blanca?
- Como no, le respondí muy contento de haberla visto.

Pude mantenerme en comunicación con ella por un tiempo mas, luego como antes ella solo desapareció. Ocho años mas tarde ya era yo un anciano, y me daba tristeza el no poder ir a repartir mis rosas. Un día la niña, que ahora era toda una mujer fue a mi casa a visitarme. Con lagrimas en sus ojos, entro a mi cuarto y me pidió que por favor me parara frente a mi ventana. Con mucha dificultad pero con entusiasmo lo logré. Cuando me pare frente a la ventana que daba a la calle, todas y cada una de las personas a quienes en algún de mi vida estaban allí. Traían una rosa cada uno y desde el silencio de la calle solo se escuchaba el llanto de las personas al saber que pronto yo me iba a morir. Así sucedió...

Muchas veces pasamos por un sitio y podemos estar horas pensando en lo que pasará con las vidas de los demás pero pregnto yo, ¿Sabremos algún día que piensa la gente de nosotros?, o ¿Ignorará la gente que existimos, o cúel es nuestra función en la vida? Son cosas que quizas nunca sabremos, pero es importante saber que aunque lo ignoremos, siempre uno es importante, la vida cuenta, y es un regalo para disfrutar, no un simple derecho que podemos desperdiciar, por eso les digo, no esperen mucho para hacer un gesto de amor, cualquier detalle es bueno para decir, aquí estoy, pienso en tí y me preocupas...

domingo, marzo 20, 2005

Creatividad es ......???

La actitud creativa termina con los lamentos y las excusas. Es calidad de percepción, acción inteligente que nos permite superar los conflictos con la riqueza de alternativas que nos ofrece cada situación.

Hace años, un inspector visitó una escuela primaria. En su recorrida observó algo que le llamó poderosamente la atención, una maestra estaba atrincherada atrás de su escritorio, los alumnos hacían gran desorden; el cuadro era caótico.
Decidió presentarse:
- Permiso, soy el inspector de turno...¿algún problema?- Estoy abrumada señor, no se qué hacer con estos chicos... No tengo láminas, el Ministerio no me manda material didáctico, no tengo nada nuevo que mostrarles ni qué decirles...El inspector, que era un docente de alma, vió un corcho en el desordenado escritorio. Lo tomó y con aplomo se dirigió a los chicos:- ¿Qué es esto?- Un corcho señor... -gritaron los alumnos sorprendidos.- Bien, ¿De dónde sale el corcho?- De la botella señor. Lo coloca una máquina.., del alcornoque, de un árbol .... de la madera..., - respondían animosos los niños.- ¿Y qué se puede hacer con madera?, -continuaba entusiasta el docente.- Sillas..., una mesa..., un barco...- Bien, tenemos un barco. ¿Quién lo dibuja? ¿Quién hace un mapa en el pizarrón y coloca el puerto más cercano para nuestro barquito? Escriban a qué provincia argentina pertenece. ¿Y cuál es el otro puerto más cercano? ¿A qué país corresponde? ¿Qué poeta conocen que allí nació? ¿Qué produce esta región? ¿Alguien recuerda una canción de este lugar? - Y comenzó una tarea de geografía, de historia, de música, economía, literatura, religión, etc.
La maestra quedó impresionada. Al terminar la clase le dijo conmovida:- Señor, nunca olvidaré lo que me enseñó hoy. Muchas Gracias.
Pasó el tiempo. El inspector volvió a la escuela y buscó a la maestra. Estaba acurrucada atrás de su escritorio, los alumnos otra vez en total desorden...
- Señorita...¿Qué pasó? ¿No se acuerda de mí?- Sí señor, ¡cómo olvidarme! Qué suerte que regresó. No encuentro el corcho. ¿Dónde lo dejó?

domingo, marzo 13, 2005

La isla de los sentimientos...

Erase una vez una isla donde habitaban todos los sentimientos: la alegria, la tristeza y muchos mas, incluyendo el amor.

Un dia les fue avisado a sus moradores que la isla se iba a hundir, por lo que todos los sentimientos se apresuraron a abandonarla. Abordaron sus barcos y se prepararon a partir apresuradamente.

Sólo el AMOR permaneció en ella; quería estar un rato más en la isla que tanto amaba, antes de que desapareciera. Al fin, con el agua al cuello y casi ahogado, el AMOR comenzó a pedir ayuda.

Se acercó la RIQUEZA que pasaba en un lujoso yate y el AMOR dijo: "¡RIQUEZA llévame contigo!" La RIQUEZA contesto: "No puedo, hay mucho oro y plata en mi barco, no tengo espacio para ti".

Le pidió ayuda a la VANIDAD, que también venía pasando: "VANIDAD" por favor ayúdame". Le respondió: "Imposible AMOR, estás mojado y arruinarías mi barco nuevo".

Paso la SOBERBIA, que al pedido de ayuda contestó: "Quítate de mi camino o te paso por encima!".

Como pudo, el AMOR se acercó al yate del ORGULL0 y, una vez más, Solicitó ayuda. La respuesta fue una mirada despectiva y una ola casi lo asfixia.

Entonces, el AMOR pidió ayuda a la TRISTEZA: "¿me dejas ir contigo?". La TRISTEZA le dijo: "Ay AMOR, tú sabes que siempre ando sola y prefiero seguir así". Pasó la ALEGRIA y estaba tan contenta que ni siquiera oyó al AMOR llamarla.

Desesperado, el AMOR comenzó a suspirar, con lágrimas en sus ojos. Fué entonces cuando una voz le dijo: "Ven, AMOR, yo te llevo". Era un anciano el que le decía eso. El AMOR estaba tan feliz que se olvidó preguntarle su nombre.

Fue llevado a la tierra de la SABIDURIA y, una vez alli, el AMOR preguntó a esta: "¿Quién era el anciano que me trajo y salvó mi vida?".

La SABIDURIA respondio: "era el TIEMPO". "¿El tiempo? Pero ¿por qué el tiempo me quiso ayudar?", dijo el AMOR.

La SABIDURIA le respondió: "Porque solo el TIEMPO es capaz de ayudar y entender a un gran amor".

No importa cuanto TIEMPO esperemos, si existe el AMOR, el TIEMPO nos ayudará a a esperar aquello que más deseamos.

Todo es hermoso en el tiempo exacto que Dios tiene para nosotros, ni antes, ni después.

Aunque este relato trata al amor como un sentimiento, hay quien dice que el amor no es un sentimiento, sino una decisión, de tal manera que independientemente de cómo te sientas, buscas las cosas que le hagan bien a esa persona a quien le brindas tu amor.

El amor verdadero es una decisión y, como proviene de Dios, está llamado a
la eternidad.

Que tengas NO un día, sino una vida llena de amor!!

martes, marzo 08, 2005

Empieza por ti...!!!

Las siguientes palabras fueron escritas en la tumba de un obispo anglicano (1100 D.C.) en las criptas de la Abadía de Westminster:
"Cuando era joven y libre y mi imaginación no tenía límites, soñaba con cambiar el mundo. Al volverma más viejo y mas sabio, descubrí que el mundo no cambiaría, entonces, acorté un poco mis objetivos y decidí cambiar sólo mi país.
Pero tambien el parecía inamovible.
Al ingresar en mis años de ocaso, en un último intento desesperado, me propuse cambiar sólo a mi familia, a mis allegados, pero, por desgracia, no me quedaba ninguno.
Y ahora que estoy en mi lecho de muerte, de pronto me doy cuenta: Si me hubiera cambiado primero a mí mismo, con el ejemplo habría cambiado a mi familia.
A partir de su inspiración y estímulo, podría haber hecho un bien a mi país y, quien sabe, tal vez incluso habría cambiado el mundo.

domingo, marzo 06, 2005

Por Bruto...!!!

Mi mamá me decía con frecuencia que yo iba salir adelante no por inteligente, sino por bruto.

Esta afirmación que entonces me ofendía, con el tiempo me ha llegado a parecer sabia y útil.

Ahora me doy cuenta de lo importante que es saber hacerse el bruto.

Por ejemplo:
- Si un pariente cercano me dice un indirectazo para ofenderme, me hago el bruto que no entiende y así no le doy el gusto de amargarme la vida.

- Si quiero aprender algo que me cuesta trabajo, me hago el bruto, no sucumbo a la impaciencia de los demás y sigo intentando hasta lograrlo.

- Si mi compañero de trabajo o mi superior permanecen irritados la mayor parte del tiempo, no pienso que es conmigo o por mí, sino que me hago el bruto y me digo: "Debe ser que le duele una muela" y de esa manera me hago inmune al contagio de ese dolor.

- Cuando dicen "no" a mi objetivo, me hago el bruto y entiendo "todavía no" y así me permito seguir buscando formas de conseguirlo.

- Si algo que intento cien veces no me resulta como quiero, no me tildo de bruto por no haberlo logrado, sino que pienso en lo bruto que sería si desistiera después de tanto esfuerzo.

- Cuando estoy hablando por teléfono con alguien de quien necesito un servicio o información y la persona sube el tono de voz más de lo necesario y vocaliza cada palabra exageradamente, tal como si dijera: "No sea bruto, ¿acaso no entiende lo que le estoy diciendo?"
Decido entonces respirar profundamente, contestarle pausadamente y con calidez, dándole las gracias por su paciencia con mi falta de entendimiento...

Esto funciona como magia la mayoría de las veces para cambiar las mareas a mi favor.

Les confieso que me gustaría poner en práctica estos consejos más frecuentemente, pero en realidad no hay nada que me parezca más tonto que tratar de parecer correcto e inteligente todo el tiempo y con todos.

sábado, marzo 05, 2005

¡LA VIDA ES FACIL!!!!

La vida es fácil, nosotros la hacemos difícil.
Y la hacemos difícil porque no fluímos con ella,
nos empeñamos en luchar contra la corriente.
Y todo parte, que desde muy temprano
se nos induce a caer en preferencias,
nos dividen las cosas en malas o buenas,
feas o bellas, amorosas u odiosas;
en ese momento nos decimos me gusta, no me gusta,
prefiero esto o aquello.
Tus preferencias te impondrán la necesidad de luchar por ellas
cualquiera sea el precio que tengas que pagar.
Cuando dejas de tener preferencias,
cosa muy difícil para una menta aristotélica
como la occidental que todo lo define en base a los opuestos,
ejemplo: " enfermedad es lo contrario de salud ".
En el momento en que conscientemente dejas de tener preferencias,
alcanzas un estado de paz profunda,
te conviertes en un buda.
En realidad las diferencias están dentro de nosotros,
cuando amamos algo nos parece bello,
si lo odiamos nos parece feo.
Tanto si amamos como si odiamos no vemos la realidad.
No por otra cosa los orientales dicen que vivimos en un mundo de ilusión.
Déjala partir, no la retengas.
A lo mejor quiere abandonarte
pero no sabe como hacerlo,
y trata de que tú tomes la decisión.

Seguramente los dos están sufriendo,
pero tú abrigas la esperanza de que
en un futuro no lejano todo cambiará,
y las cosas serán como fueron
o como deseaste hubieran sido.

Si alguien no te trata con amor y respeto
su partida es lo mejor que pudiera pasarte.

Seguramente te resultará doloroso
por algún tiempo,
pero mayor será el tiempo de sufrimiento
que te puede ocasionar su presencia.

Tu corazón sanará, y después
de superado el desencuentro
habrás perdido el miedo
a una supuesta soledad,
y ello hará que en el próximo encuentro
lo hagas tan confiado y correctamente
que inducirás en la otra persona
un deseo permanente de estar contigo.

La libertad que los dos sentirán
y con la cual actuarán
es precisamente la que puede garantizar
que estén siempre juntos.

Una vida nueva y feliz,
para quienes lo necesiten.

viernes, marzo 04, 2005

Puede que sea tarde...

Había una vez...Un muchacho que nació con cáncer.
Un cáncer que no tenia cura. 17 años y podía morir en cualquier momento.Siempre vivió en su casa, bajo el cuidado de su madre. Ya estaba cansado y decidió salir solo por una vez. Le pidió permiso a su madre y ella acepto. Caminando por su cuadra vio muchas tiendas. Al pasar por una tienda de música; al ver el aparador, noto la presencia de una muchacha de su edad.!Amor a primera vista!!!!!!!! Abrió la puerta y entró sin mirar nada que no fuera ella. Acercándose poco a poco, llegó al mostrador donde se encontraba. Lo miro y le dijo sonriente:
"Te puedo ayudar en algo?". Mientras Èl pensaba que era la sonrisa más hermosa que había visto en toda su vida.
Sintió el deseo de besarla en ese mismo instante. Tartamudeando le dijo: " Si, eeehhh, uuhhh...me gustaría comprar un CD". Sin pensar; tomó el primero que vio y le dio el dinero.
- "¿Quieres que te lo envuelva?"- Preguntó la joven,sonriendo de nuevo. ...el respondió que sí moviendo la cabeza; y ella fue al almacén para volver con el paquete envuelto Y entregárselo....
Lo tomó y salió de la tienda. Se fue a su casa, y desde ese día en adelante visitó la tienda todos los días para comprar un CD. Siempre se los envolvía la joven, para luego llevárselos a su casa y meterlos al closet.
El era muy tímido para invitarla a salir y; aunque trataba, no podía. Su mamá se enteró de esto e intentó animarlo a que se atreviera a invitara a salir, así que al siguiente día se armó de coraje y se dirigió a la tienda. Como todos los días compró otra vez un CD; y como siempre, ella se fue atrás
para envolverlo....El tomó el CD; y mientras ella no estaba, rápidamente dejó su teléfono en el mostrador y salió corriendo de la tienda.
Ring!!!!! Ring!!!!!!! Su mamá contesto:
"¿Diga?".
*Era la muchacha!, Preguntó por su hijo; y la madre, comenzo a llorar:.."
- Murió ayer" Le dijo.
Hubo un silencio prolongado, cortado por los lamentos de su madre.Mas tarde; la mamá entró en el cuarto de su hijo para recordarlo.
Abrió el closet. En vez de la ropa, lo primero que encontró eran un montón de CDS envueltos. Ni uno estaba abierto.
Tomó uno y se sentó sobre la cama para verlo; al abrirlo... un pedazo de papel salió de la caja plastica.
Decía: hola!!, Quieres salir conmigo?". TQM... Sofía.
Al ver esto, la madre empezó a abrir uno y otro, y en cada CD había un papel,igual...
Así es la vida, no esperes demasiado para decirle a ese alguien especial lo que sientes.
Díselo hoy. Mañana puede ser muy tarde.!!!
No tiene nada de malo decirle a un(a) amigo(a) que lo(a) estimas

jueves, marzo 03, 2005

¿Sabes perdonar...?

¿Acumulas resentimientos y tu espiritu experimenta depresión? No ser franco con tu pareja, es la chispa que hará estallar tu relación.
Quizás pierdas a un amigo... o al amor de tu vida. Hablar a tiempo te ahorrará muchos sinsabores
Cuando en una relación tu pareja te ofende y no se lo dices, es como si fueras guardando los malos detalles en un "costalito" al más puro estilo "Santa Claus" solo que tu cargamento no es tan emocionante de llevar ¿verdad?
Tu cargamento de rencores y resentimientos lo cargas a tus espaldas... ¡Eres un tonto! y va a tu costal...
Llega tarde a la hora a la que tú la citaste, estás que hierves como olla express por dentro
"¿que se ha creído?" y cuando te pregunta "¿estas enojado(a) mi amor?" y tu le respondes con un coraje mal disimulado "no mi amor, no te preocupes..." ¡Es otra más a tu costal!
y para no hacerte larga la historia, después de un ciento de "detallitos", tu pareja llega contigo y te dice en plan de broma
"Que, ¿Estás de malas?" y paaass también lo avientas a tu costal, pero ya lo tienes lleno, ya no lo puedes soportar...
¡y pooom! le azotas en la cara todo...si... todo lo que tenías guardado, acumulado de mucho tiempo...
¡Te has convertido en un León rugiente! tu novio(a) sorprendido y ofendido te responde "¿¿¡¡Sólo por eso te molestas!!??" y le sacas toda la lista de navidad... ¿Y tu creías que no te afectaba tolerar pequeñas cosas de tu pareja?
¿Moraleja? No te guardes nada. Dile a tu novio(a) lo que sientes y no te gusta. Hazlo con tacto pero con claridad ¡Tira tu costal!
Que no haya ningún lugar en el que tu guardes rencores. Siempre exprésale a tu pareja lo que sientes.
Al fin y al cabo un noviazgo se basa en una relación de armonía y comprensión mutuas.
Y si tu amor no te escucha ni acepta lo que le dices, no puede ser tu pareja duradera y es mejor que lo sepas a tiempo.
¡Suerte!

Fuerza para salir de la soledad...

Acostumbro a estar sentado en una esquina y observar el ambiente de la ciudad, observo a la gente apurada que apenas toman su café y salen urgidos por una pesadilla desconocida y constante.
Suelo mirar y dejar que el pensamiento vague alrededor de las calles y de las personas es así como descubro a la gente sola, como encerrada en si misma, como si esperara algo o a alguien: quizás alguna noticia, quizás el encuentro con un viejo amor o simplemente un sueño que le permita afrontar las horas y la vida y así ir modelando los valores de cada uno.
Y me parece leer en esta gente sola como una lejana tristeza, undejarse estar en esos náufragos de la vida.
Personajes que me recuerdan a los que a veces veía sentados en un bar, bebiendo un café o simplemente leyendo en diario, tal vez su única compañía.
Se me antoja, al ver a esta gente solitaria y como desvelada, que se parecen a un remanso o a islas de esperas imposibles.
Causa pena la soledad del hombre en medio del fárrago de las ciudades.
De ese ser que esta solo y espera, porque sabemos muy bien que la vida es una larga espera, hasta que nos vamos a lo mejor sin haber encontrado respuestas a nuestros sueños.
Y me pongo a pensar e imaginar si ese ser que esta solo y la soledad se le escapa de los ojos, no es un poeta garabateando en su mente, unos versos para el recuerdo, una carta de amor o quizás una despedida final.
Hasta quizás sea un periodista aguardando la gran noticia o alguien que teniendo escasos centavos en los bolsillos, quiere canjear sus sueños.
A veces observo a una mujer que une a la soledad una lejanía de sueños pasados.
O se me ocurre que es una mujer que ha perdido todos los trenes y también el último beso.
Y alguna joven que tal vez, como la Cenicienta, esté aguardando el Príncipe azul.
Veo solitarios que queman sus cigarrillos como esperando ver surgir desde las cenizas un ave que les acompañen en su soledad.
¿No será que a veces el hombre se vuelve casi una sombra?
Ese camino fantasmal que se abre hacia el viaje final, cuando yaperdemos todo.
Hombres y mujeres en soledad. Un Mundo pequeño y denso girando en cada rastro, en cada actitud ante la vida.
Y así, es como cada uno de nosotros en un momento de nuestra vida descubrimos, sentimos, y captamos la soledad, nuestra amiga que siempre está.Pero siempre debemos tener fuerzas para salir de ella y mucha confianza en nosotros mismos, creer en nuestra fe y saber que siempre hay alguien que nos esta esperando.

martes, marzo 01, 2005

¿Volar o caminar... ???

Tal vez hoy siento el miedo del ayer Y la incertidumbre del mañana...
Tal vez solo quiero seguir volando en esta inmensidad No quiero volver atrás, y no se, si llegare aún mas lejos, Pero se, que contigo, el viaje puede ser mas sencillo.
No se, pero me ha invadido un deseo inmenso de seguir a tu lado...
Tengo ganas, de parar el tiempo en el instante en que nos entendimos, y nunca dejar de sentir ese brío, fue como un rayo que me hizo despertar para saber que los Ángeles existen porque yo ya conocí uno, no me dejes de abrigar, por favor, destino, cielo, mar, tierra, dios, y todo a lo que se pueda suplicar… no me dejen de alumbrar no me quiten su calor, permítanme amar, yo solo quiero ser feliz a través de su sonrisa quiero crecer con su mirada...
Nunca antes alguien me ayudó tanto a fluir esta magia de las letras, nunca me sentí tan necesitado de hacerlo.
Pero se que esa luz es inalcanzable, que ese anhelo es aún imposible, que mi ruta no atraviesa sus caminos, solo se queda en la frontera de sus deseos, antes del muro de hierro.
Y es ahí donde nace el miedo, porque, puede ser, que el hierro se funda con el tiempo... pero en cuanto tiempo, estaré todavía ahí para verla?
Si esta batalla tiene un final feliz estaría dispuesta a morir en ella...
Pero si muero antes, sin ganar, si muero vencido, prefiero no luchar…
Prefiero seguir mi camino hasta lo desconocido... no quiero mirar al cielo y sentir frío, no quiero ver al norte y no ver a nadie, no quiero quedarme solo en medio del desierto...
Y si mi camino no tiene un lugar fijo, no quiero ser yo quien lo dirija, ya después de este tornado, solo quiero volar y mirar el suelo desde el cielo ya no quiero caminar...